Tres hombres fueron detenidos por el hurto de dos tanques de agua en El Hatillo - El Hatillo
2512
post-template-default,single,single-post,postid-2512,single-format-standard,qode-lms-1.0,qode-news-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,qode-title-hidden,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-16.0.1,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_advanced_footer_responsive_768,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Tres hombres fueron detenidos por el hurto de dos tanques de agua en El Hatillo

Cinco vecinos de Corralito se encuentran arrestados por el mismo delito.

(El Hatillo, 28 de enero de 2020) – La Policía Municipal de El Hatillo aprehendió a tres hombres en La Unión, sector Corralito, por ser parte del hurto de dos tanques de agua, que fueron ultrajados de una residencia de la misma localidad.

Polihatillo, procedió a realizar la captura de los sospechosos, luego de recibir un llamado telefónico en el que una vocera de la comunidad denunciaba que un grupo de vecinos asieron a uno de los implicados en el hurto, un día después de que los funcionarios arrestaran a dos mujeres involucradas en el mismo delito.

Los funcionarios policiales de la Dirección de Investigación Penal, se dirigieron a la Concha de Corralito, donde los residentes hicieron entrega de José Borges, quién declaró bajo interrogación que era culpable del hurto y que había actuado en complicidad de Yorman Hernández y Victor Durán.

El hurto fue llevado a cabo el 06 de enero a media noche, sustrayendo de un galpón un tanque con capacidad de 2000 litros, de color azul y otro con una capacidad de 900 litros, color negro; siendo estos ocultos en la casa de las dos mujeres que, siguiendo el proceso de investigación, habían sido detenidas un día antes que los tres delincuentes por apropiación indebida de objetos provenientes del delito.

Hernández y Durán  fueron sorprendidos por el mismo sector a un costado de la vía, siendo identificados por José Borges. Ambos, al ser detenidos, fueron autodeclarados como cómplices a viva voz, siendo así trasladados al despacho.